Noticias>
spanish.china.org.cn | 24. 11. 2022 | Editor:Elena Yang [A A A]

Chile arranca temporada de exportación de fruta fresca empujada por la demanda china de cerezas

Palabras clave: Chile,China,Cereza,Fruta

 

Chile arrancó este martes una "auspiciosa" temporada de exportación de fruta fresca 2022-2023, impulsada por la creciente demanda china de cerezas y una mayor producción en el país sudamericano de este apetecido fruto rojo.

Autoridades gubernamentales y representantes de gremios agrícolas se reunieron en el puerto de Valparaíso (centro), el más importante de Chile, en una actividad de coordinación entre el sector público y privado para mejorar la cadena logística para efectuar los envíos de fruta fresca.

"Estamos felices de poder lanzar en un año de buenas lluvias, lo que se aventura como una buena temporada de exportaciones de fruta a Asia, en particular a China, sobre todo en cerezas", afirmó en un discurso el ministro de Agricultura, Esteban Valenzuela.

"Queremos esta temporada 2022-2023 romper todos los récords y lo vamos a hacer. Será un año extraordinario de la fruta chilena para el mundo", dijo.

Valenzuela destacó que Chile es el principal proveedor de fruta fresca del hemisferio sur al hemisferio norte, lo que implica un desafío en coordinación logística y también una responsabilidad en cuanto a seguridad alimentaria.

A su vez, la fruta fresca es el segundo mayor producto de exportación del país sudamericano después del cobre, con 2.647.532 toneladas transadas el año anterior, según cifras de la Asociación de Exportadores de Frutas de Chile (ASOEX).

"Somos muy optimistas respecto a lo que pueda ocurrir esta temporada", dijo a Xinhua el presidente de ASOEX, Iván Marambio, quien estimó que los volúmenes de fruta fresca "se van a mantener estables, porque los arándanos y uvas bajan, pero las cerezas tienen un incremento bastante importante".

Para el dirigente, la cereza se ha transformado en una especie insigne de la fruticultura chilena, con 356.348 toneladas comercializadas la temporada pasada, y un 90 por ciento de la producción dirigida a China, donde es valorada por su sabor dulce e intenso color rojo.

"China juega un papel fundamental, ya que es uno de nuestros mercados más importantes a nivel mundial, porque exige buena calidad y paga buen precio", declaró Marambio, quien espera que el país asiático "siga incrementando los volúmenes que importa a Chile".

Desde el rubro cerecero explicaron a Xinhua que el principal reto esta temporada "es llegar a China con la mayor cantidad de fruta posible antes del Año Nuevo Chino, porque hay una gran demanda", dijo Alejandro García-Huidobro, gerente general de la mayor exportadora de cerezas en Chile, la frutícola Prize.

Después de tres años de dificultades para la fruta fresca chilena debido a las barreras que la pandemia impuso al comercio internacional, los gremios coinciden en que el desafío será sortear nuevas complejidades de la cadena logística que impactan a la industria.

Por eso trabajaron durante el año en una serie de medidas a nivel público y privado que involucraron a empresas, gobiernos, policías, transportistas y portuarios, con el objetivo de mejorar la gestión logística, lograr un comercio exterior más fluido y retomar una coordinación "de clase mundial", indicaron desde ASOEX.

Entre estas acciones está, por ejemplo, ampliar la cantidad de terminales portuarios habilitados para embarcar la fruta fresca chilena al exterior, así como aumentar la cantidad de turnos en los puertos para una mayor disponibilidad horaria.

Con todo, Chile espera exportar cerca de 90 millones de cajas de cerezas con cinco kilos de esa fruta cada una, junto con aumentar su producción en un 25 por ciento anual en volumen, gracias a hectáreas de cultivos iniciados hace cinco años que alcanzaron su plena madurez en esta cosecha.