Noticias>
spanish.china.org.cn | 14. 10. 2021 | Editor:Teresa Zheng Texto

La historia de las muestras de sangre en Wuhan de CNN es una mera conjetura malintencionada

Palabras clave: CNN, Wuhan, sangre

Expertos: Pruebas de anticuerpos son necesarios en diferentes puntos del globo para el rastreo del origen de la COVID-19

Varias fuentes señalaron el miércoles que un informe "exclusivo" de CNN, que afirma que China se prepara para probar "decenas de miles" de muestras de bancos de sangre de Wuhan, es traer noticias antiguas con una interpretación exagerada, dado que un estudio en colaboración con el Centro de Sangre de Wuhan para verificar la presencia de anticuerpos de COVID-19 fue una recomendación del equipo conjunto de expertos China-OMS en su informe de marzo.

Las fuentes dijeron que los preparativos para las pruebas aún no han comenzado y que el reporte expuso conjeturas malsanas de los medios estadounidenses, que sugieren falta de transparencia en el proceso.

CNN indicó el miércoles que China se apresta a realizar decenas de miles de pruebas de muestras de sangre en Wuhan, como parte de "una investigación" sobre los orígenes de la COVID-19, citando a un funcionario chino no identificado. Las muestras del Centro de Sangre de Wuhan, supuestamente de 2019, se han mantenido durante 2 años, y el trabajo preliminar está en curso, ya que su período de validez está pronta a caducar, según el informe.

Una fuente cercana a la Comisión Nacional de Salud de China dijo el miércoles que las tareas introductorias aún no han comenzado y que lo dicho por la CNN son meras interpretaciones.

Añadió además que es malintencionado conectar el tema con un aumento de llamados de transparencia sobre la aparición del virus.

El equipo de expertos China-OMS recomendó un estudio en colaboración con el Centro de Sangre de Wuhan para dar con la presencia de anticuerpos específicos del SARS-COV-2 en muestras de sangre de donantes adultos en Wuhan, de septiembre a diciembre de 2019, y hacia atrás en el tiempo, hasta que haya dos meses sucesivos sin evidencia de anticuerpos, según un informe conjunto emitido en marzo.

El proceso podría extenderse e incluir otros centros de sangre en China y de otras partes del mundo, centrándose en los 6 meses (o al menos de 3 a 4 meses) anteriores a la identificación de los primeros casos en cada lugar e idealmente con una prueba común de laboratorio, continuó el documento.

Liang Wannian, miembro del equipo China-OMS, en una rueda de prensa conjunta en Wuhan, provincia de Hubei, centro de China, 9 de febrero de 2021.


Ante la pregunta sobre si China realizaría más pruebas de sangre, Liang Wannian, líder chino del equipo de expertos China-OMS, dijo en una rueda de prensa en julio que los especialistas ya las habían solicitado e invitó a algunos expertos del Centro de sangre de Wuhan para debates a profundidad.

Las muestras de sangre se mantienen como evidencia en temas relacionados con donaciones y deben conservarse durante 2 años de acuerdo con las leyes chinas, explicó Liang. En cuanto al estudio de la siguiente fase, ya sea que se utilicen para mayores investigaciones, "las autoridades chinas están organizando a expertos e instituciones en los preparativos", dijo.

Otro experto del equipo China-OMS, en condición de anonimato, dijo el miércoles que no conocía plan alguno para los análisis de sangre, según lo informado por la prensa estadounidense.

Además, un empleado del Centro de Sangre de Wuhan dijo el mismo día que la entidad no tiene idea de lo reportado por la CNN.

Marion Koopmans, jefe del departamento de virociencia en Erasmus Mc Rotterdam en los Países Bajos y miembro del equipo conjunto, señaló en una entrevista previa que los científicos contactaron con los bancos de sangre de Hubei durante su estancia y los expertos acordaron conservar las muestras, pero "también recomendamos estudios similares en otras regiones dentro y fuera de China con evidencia temprana de casos utilizando los mismos métodos, eso no se ha definido y puede volverse imposible".

Mientras que la historia de la CNN resaltó el proceso de pruebas de muestras de sangre en Wuhan al citar como fondo que la Administración de Biden ha culpado a China por la falta de transparencia en el rastreo del origen del virus, los expertos dijeron que dichas pruebas son práctica común en estudios científicos.

Liu Jun, investigadora del CDC de China y miembro del equipo conjunto, dijo el miércoles que las muestras de sangre fueron un posible método de rastreo de los orígenes que se discutió durante la visita a Wuhan con expertos internacionales a principios de año, y la sugerencia estuvo en el Informe de la OMS-China. Es una forma normal de estudios adicionales, dijo.

Para la siguiente fase, algunos especialistas chinos abogaron por un plan de investigación de muestras tempranas, especialmente en países que informaron casos al inicio como Estados Unidos.

Por ejemplo, un estudio de más de 24 000 muestras tomadas para un programa de investigación de los institutos nacionales de salud en la nación norteamericana del 2 de enero al 18 de marzo de 2020 reveló que 7 personas en 5 estados - Illinois, Massachusetts, Mississippi, Pennsylvania y Wisconsin – podrían haberse infectado antes de reportarse los primeros casos confirmados del país el 21 de enero de 2020.


   Google+