Portada>Economía
spanish.china.org.cn | 29. 09. 2017 | Editor: Lety Du [A A A]

Beijing y un ambicioso esquema de planificación urbana

Palabras clave: China, Beijing, capital, desarrollo, urbanismo, plan
Beijing y un ambicioso esquema de planificación urbana

Para el 2020, la población de Beijing estará por debajo de los 23 millones de habitantes y se mantendrá en dicho nivel según un documento de planificación urbana emitido por el Gobierno central.

Asimismo, los lotes destinados a la construcción en la ciudad se irán reduciendo a 2860 kilómetros cuadrados en 2020 y 2760 para el 2035, señaló el texto.

De acuerdo con las estadísticas de inicios de año, el número de residentes permanentes de la capital china, con certificados, creció solo 0,1 % a 21,7 millones en 2016.

El Comité Central del Partido Comunista y el Consejo de Estado aprobaron el plan general de Beijing para el periodo entre 2016 y 2035, enviado por el Comité Municipal del Partido en Beijing y la alcaldía. Hecho que se hizo público el miércoles.

El esquema indica que la capacidad medioambiental y de recursos deben ser consideraciones prioritarias al momento de ejecutar la planificación y que son necesarias una serie de medidas para reducir el estrés de la urbe. La gestión del agua deberá ser estricta.

Agrega que el control de la población y la expansión de la construcción empujarán a la ciudad a transformar su modelo de desarrollo, optimizar su industria y definir sus funciones.

Otro aspecto del plan restringe la altura de los edificios en el centro.

Su tenor prevé el establecimiento de sistemas de precaución ante incendios, inundaciones y terremotos, así como la mejora en la prevención y control de riesgos, alivio en caso de desastres naturales, respuesta ante emergencias y gestión de crisis para garantizar una vida más segura a sus habitantes.

Al ser Beijing el centro político, cultural, de intercambios internacionales, científico y de innovación tecnológica, el texto puso énfasis en la seguridad con el fin de garantizar un buen entorno para la labor de las autoridades centrales.

Más tierras estarán disponibles para viviendas, tanto de alquiler como de compra, y un mecanismo a largo plazo asegurará un mercado inmobiliario saludable.

Se desplegarán esfuerzos para el uso óptimo de terrenos industriales, a medida que se reducen los espacios de manufactura para lograr un equilibrio entre lugares de producción, vivienda y naturaleza.

El tema de protección del medioambiente es prioritario con una acelerada restauración ecológica, el fin de la ocupación ilegal en zonas montañosas y el incremento de bosques en las planicies.

"Las funciones no vinculadas al capital" de Beijing desaparecerán gradualmente. Como parte del plan de desarrollo integrado para la región Beijing-Tianjin-Hebei, la capital ha convertido al distrito de Tongzhou en un centro administrativo subsidiario y la Nueva Área de Xiongan en la provincia de Hebei absorberá parte de las mencionadas tareas.

Se preservará el patrimonio cultural de la ciudad, para ello todo Beijing y la región junto a Tianjin y Hebei servirán para ilustrar su valor histórico, sacar a relucir su estatus de capital y mostrar su encanto como antiguo centro político, así como sus rasgos modernos.

El diseño urbano debe gestionarse adecuadamente con más espacios públicos y especial atención en la diversidad arquitectónica.

Beijing debe cooperar con y respaldar el desarrollo de la Nueva Área de Xiongan con una red de transporte eficiente, transferencia de recursos desde la zona de Zhongguancun y compartiendo servicios públicos.

El documento hizo hincapié en la consecución del plan y la no prerrogativa individual o departamental para modificarlo arbitrariamente. Cualquier asunto de relevancia pasará oportunamente por el Comité Central del PCCh y el Consejo de Estado para su visto bueno, agregó.

   Google+